¿Por qué «Tierra Media»?

No hemos elegido este nombre por azar: la Tierra Media, tal como aparece en El Señor de los Anillos, es el lugar donde los mortales nacen, crecen, se educan y luchan por conseguir que su destino se cumpla.

Creemos que Tierra Media refleja un ideal. Queremos que nuestras escuelas sean un lugar de crecimiento y maduración, un lugar donde los alumnos puedan descubrir el significado de las cosas.

En El Señor de los Anillos, ese libro lleno de sabiduría, una pequeña comunidad integrada por seres sencillos, con sus debilidades y sus virtudes, lucha contra el triunfo del desastre y la destrucción, se enfrenta a la oscuridad. La Comunidad del Anillo es, pues, salvadora de un mundo que desde su origen vive la lucha entre el bien y el mal.

La Tierra Media, para Tolkien, es el lugar de lo humano, de la belleza, del bien y de la cultura. Allí la vida no es una aventura individual sino un caminar juntos hacia la meta. La victoria y los logros no dependen sólo de uno, sino de los esfuerzos de todos, de su capacidad de sacrificio, de sus lazos de fidelidad, amor y amistad.

La educación no se puede convertir en una ficción. La Comunidad Educativa, formada por padres, alumnos y profesores, tiene la responsabilidad de velar por esta Tierra Media, patrimonio de todos. Tierra que, si cuidamos, dará frutos y robustos árboles. Como decía un amigo de Tolkien: “un árbol continúa creciendo y, por tanto, continúa cambiando; pero siempre en los límites que rodean algo inalterable. Los anillos más interiores del árbol son todavía los mismos que cuando era un árbol joven; ya no se ven, pero no han dejado de ser centrales. Cuando el árbol echa una rama en la copa, no se separa de las raíces en la base; por el contrario, cuanto más se elevan sus ramas, con más fuerza necesita ser sostenido por las raíces. Es la verdadera imagen del progreso vigoroso y saludable de un hombre, una ciudad o toda una especie.(G.K.Chesterton)

Así empieza Tierra Media.

Tierra MEdia 38Tierra MEdia 38